Actualizado: 18/11/2017
InicioNoticiasEl Ayuntamiento Soria ha ido actualizando el Reglamento del Cementerio para evitar conflictos generacionales

El Ayuntamiento Soria ha ido actualizando el Reglamento del Cementerio para evitar conflictos generacionales

El Ayuntamiento Soria ha ido actualizando el Reglamento del Cementerio para evitar conflictos generacionales

El Ayuntamiento de Soria sigue invirtiendo en el cementerio con obras de accesibilidad y un importante esfuerzo administrativo para regularizar y actualizar la titularidad de los nichos y sepulturas. El Ayuntamiento recuperó el servicio del cementerio y lo gestiona directamente desde 2012, incluye cada año mejoras en sus infraestructuras así como en el apartado administrativo que se está llevando a cabo para modernizar el recurso y adecuarlo a las necesidades de los usuarios y la legislación sobre concesiones administrativas.

Proceso administrativo 
Paralelamente a estas mejoras en el propio recinto, el Ayuntamiento ha dado importantes pasos en el apartado administrativo con tres objetivos claves que pasan por garantizar el propio futuro de la instalación, actualizar y regularizar espacios y titulares y, por último, evitar de antemano problemas a las generaciones futuras cuando se tramiten inhumaciones.

De esta forma, desde el departamento se han ido completado de manera progresiva en los últimos años los trámites necesarios para disponer de un Reglamento actualizado, una Ordenanza acorde al mismo, la recuperación del servicio por parte del Consistorio y la generación de una serie de procedimientos administrativos, presenciales y online en todos aquellos casos en que ha sido posible, que permitan disponer de una base de datos válida con un interlocutor vivo que responda ante el Ayuntamiento por los nichos o sepulturas y que, simultáneamente, se traduzca en que la autorización de la inhumación sea un trámite mucho más sencillo para las familias en el momento de un sepelio.

Hay que recordar que el nuevo reglamento, además, se ajusta a la Ley de Patrimonio (Ley 33/2003 de 3 de noviembre) y Administraciones Públicas y a la legislación sobre Bienes de Dominio Público entendiendo, por lo tanto, que la titularidad de los espacios en el cementerio tienen unos plazos y que, por ello, se deben regularizar o actualizar aparcando el concepto popular de ‘perpetuidad’ que no existe como tal en las concesiones y sustituyéndolo por esos plazos de 5, 10 ó 30 años para nichos y 10, 30 ó 50 para sepulturas con la opción de actualizar titularidad o años cuando se produzca un fallecimiento del titular. Cuando se comenzó con todo el proceso de puesta al día del servicio, de las cerca de 7.800 sepulturas del cementerio municipal, en más de 5.500 el titular no coincidía con el recibo.

Estas anomalías suponían un problema real de uso del cementerio ya que todas las inhumaciones deben ser autorizadas. Este problema, además, aumentaba con el paso de las generaciones siendo cada vez más complicado acreditar el uso de una sepultura con multitud de herederos y situaciones confusas lo que podía llevar incluso a medio plazo a la clausura de zonas completas del mismo

Por ello, se puso en marcha y prosigue actualmente una doble vía para facilitar esta revisión con la posibilidad de la actualización de la titularidad, en aquellos casos en los que los derechos están claros y se pueden acreditar, o de la regularización cuando existen carencias en la documentación por el paso de los años. El Ayuntamiento para facilitar esta tarea a los vecinos, que en su mayoría están respondiendo de una forma muy positiva, también ha aprobado una bonificación del 90% en la tasa en el proceso.

Durante este ejercicio, también se ha conseguido suprimir totalmente ya la figura de las rentas, que el nuevo Reglamento no contempla al sólo poder tramitarse las concesiones o renuncias, y se ha trabajado en la localización de propietarios de sepulturas en mal estado. De esta forma, se han marcado aquellas que precisan trabajos de mejora instando a sus titulares o herederos a ponerse en contacto con el Consistorio para regularizar la situación y poder proseguir con esa mejora global del recinto.

Compartir:
Valorar este artículo