Actualizado: 28/09/2020
InicioNoticiasUn Juzgado de Málaga admite a tramite la denuncia de vecinos de Altavista contra la ampliación del cementerio

Un Juzgado de Málaga admite a tramite la denuncia de vecinos de Altavista contra la ampliación del cementerio

Un Juzgado de Málaga admite a tramite la denuncia de vecinos de Altavista contra la ampliación del cementerio

Vía: Opinión de Málaga

El Juzgado número 2 de lo Contencioso Administrativo de Málaga ha admitido a trámite la denuncia interpuesta por los vecinos de la urbanización Altavista en San Pedro de Alcántara (pedanía de Marbella, Málaga) contra el Ayuntamiento por las obras de ampliación del cementerio de la zona.

El recurso se ha tramitado con fecha 16 de marzo y el juez otorga 20 días al Consistorio para que presente en los tribunales toda la información referente al proyecto. «Queremos que se paren las obras hasta que se pronuncie la justicia. Van a un ritmo muy rápido y cuando queramos darnos cuenta ya tienen la infraestructura terminada» indica una vecina.

El recurso fue presentado por los residentes con fecha 5 de marzo por considerar que «estos trabajos resultan contrarios al ordenamiento jurídico». Asimismo, habría que discernir la diferencia entre «ampliación del cementerio» y «nueva construcción». Si bien la parcela es adyacente al camposanto, esta fue adquirida por el Ayuntamiento de Marbella después de que se aprobara el nuevo reglamento que rige estas estructuras.

Así pues, aunque se encuentren los terrenos uno al lado del otro no se trataría de una ampliación, sino de una estructura nueva que ha de respetar las distancias establecidas por ley. En este sentido, según el Reglamento de Policía Sanitaria Mortuoria se consideraría una nueva construcción y no se podría realizar al no respetar los 50 metros de perímetro de protección del camposanto, ni los 200 metros estipulados a partir de ahí para uso residencial.

Pero los vecinos de Altavista no son los únicos que han levantado la voz contra la ampliación del cementerio. Los terrenos son colindantes a la urbanización y, a su vez, al IES Salduba. Los padres de estos alumnos, junto a los de los centros escolares CEIP Miguel Hernández y CEIP Al Ándalus se opusieron desde un principio a uno de los elementos de esta ampliación: la instalación de un crematorio, que afectaría en un radio de menos de 200 metros a estos colegios.

Las movilizaciones no han cesado desde que el proyecto se diera a conocer. Los gases tóxicos que desprende una instalación de este tipo son nocivos para la salud cuando se encuentra en contacto directo con zonas pobladas. Desde el Consistorio insisten una y otra vez que «nunca fue su intención hacer un horno crematorio», sin embargo, el proyecto tuvo que ser modificado porque sí lo contemplaba.

A pesar de que el nuevo documento no refleja esta estructura mortuoria, los padres y vecinos no están tranquilos pues, el segundo proyecto, sigue contando con la preinstalación del mismo. «Estamos a dos meses de unas elecciones y se creen que con borrarlo del plano ya está todo hecho. Ahí continúa la puerta abierta a que el día de mañana se pueda instalar», apunta un vecino.

La alcaldesa de la ciudad, Ángeles Muñoz, escribió una carta a la comunidad escolar el pasado 10 de marzo, donde relata que el Ayuntamiento «nunca se planteó la posibilidad de que el cementerio albergara un crematorio». Estas palabras no acaban de convencer a padres y vecinos que han contemplado los planos del proyecto. La polémica sigue en pie en San Pedro de Alcántara.

Compartir:
Valorar este artículo