Actualizado: 26/11/2021
InicioDestacadosFuneraria Magdalena inaugura la I Exposición Nacional de Ikebana

Funeraria Magdalena inaugura la I Exposición Nacional de Ikebana

Funeraria Magdalena inaugura la I Exposición Nacional de Ikebana

El Ikebana es el arte floral ancestral japonés que parte de la necesidad de unir al ser humano con la naturaleza, destacando el aspecto más sutil de la misma a través de las manos y el corazón del artista. Cada flor, cada rama, cada hoja tienen un sentido que se manifiesta en el espacio y es un reflejo de la vida interna del artista.

Este año, con motivo del  25º  aniversario  de su tanatorio en Burriana (Castellón) y en fecha tan señalada, como la víspera del día de  difuntos, Funeraria Magdalena, en su apuesta firme por la cultura ha decidido impulsar la I Exposición Nacional de Ikebana, que se ubicará del 29 de octubre al 3 de noviembre en el Centro Cultural de Caja Rural de Burriana, ubicado en la calle La Carrera.

Este arte tiene una dimensión única, fundamentalmente por la interrelación de los materiales que se emplean como flores, hojas, ramas y plantas secas; y por el estilo de los arreglos; el tamaño, la forma, la textura, el volumen y el color del recipiente. Todo ello va ligado a la experiencia y creatividad del artista que refleja en cada creación una parte de su forma de entender esta disciplina, que va más allá de la decoración, es sinónimo de paz, crecimiento interior, meditación y tradición.

El propietario y fundador del Grupo Funeraria Magdalena, Manuel Blay, señala que, “desde hace más de 30 años, cuando iniciamos nuestra aventura empresarial, sin saberlo, estábamos muy alineados con algunos elementos recurrentes de la cultura japonesa. Nuestros valores desde entonces; Dignidad, Respeto, Delicadeza, se unen a los valores de la sociedad más ceremonial y respetuosa del mundo, la japonesa”.

Esta exposición, por el carácter efímero de las flores que la componen, pretende ahondar en el profundo y reverencial sentimiento que Japón otorga a las flores, en un momento en el que éstas han cobrado un importante protagonismo dentro de la sociedad española, como una forma de comunicación cargada de simbología. Las flores tienen alma, recuerdan lo fugaz de la vida y propician un encuentro en el espacio donde lo humano y lo trascendente se dan la mano a través de la belleza y el equilibrio de los elementos.

En sus inicios, el ikebana, que cuenta con una tradición de más de 500 años de antigüedad, se reservaba exclusivamente como ofrenda para los altares budistas, pero poco a poco se fue desarrollando, siendo incluso un arte que practicaban los samuráis para alcanzar la ansiada tranquilidad y serenidad de sus almas tras los combates en la guerra.

El Ikebana ha desarrollado un idioma simbólico, donde la dimensión del tiempo y los ciclos de la vida (nacer, crecer, morir y renacer) son una parte integral de la creación, pero la meditación durante el proceso lo hace único.

La maestra de ikebana, de renombre internacional, Eiko Kishi, asume el comisariado de esta exposición que, cuenta con el apoyo del Ayuntamiento de Burriana y la Embajada de Japón, y que ha logrado reunir a 20 artistas procedentes de toda España como reflejo de lo extendida que está esta práctica a nivel nacional. Kishi, que ejerce como embajadora de la cultura japonesa en España desde hace décadas, es profesora de la escuela Misho-ryu de Ikebana. 

La exposición ha sido ideada y realizada por el equipo de Arquetipo, que ha trabajado conjuntamente con Eiko Kishi, la cual ha brindado sus conocimientos al servicio de una exposición que pretende convertirse en un referente dentro del mundo Ikebana.

Durante la víspera a la inauguración, los 20 artistas de ikebana han trabajado a puerta cerrada para desarrollar las creaciones que a partir de hoy podrá disfrutar el público, en una sala donde se ha recreado una atmósfera armónica que sirve como vehículo para sumergirse en esta tradición; y a ello contribuyen las melodías tradicionales que ambientarán la sala. De hecho, el día de la inauguración, y como vehículo para dar comienzo a este evento, actuó la artista Chisa que interpretó diversas composiciones con la cítara japonesa conocida como koto. 

Funeraria Magdalena se aleja de estereotipos y ofrece una visión de la tradición funeraria de culturas milenarias a través de hitos que las ponen en valor y ofrecen una percepción respetuosa y didáctica de ellas.

Prueba de este espíritu enarbolado por Funeraria Magdalena fue la exitosa exposición “Los reinos del silencio”, celebrada con anterioridad para conmemorar el 25 aniversario del Grupo y donde se ahondó en el rito funerario egipcio desde una perspectiva novedosa y creativa, centrada en el conocimiento y la belleza, centrada en la sensibilidad hacia otras culturas.

Esta Exposición que tiene la vocación de convertirse en un hito recurrente, dada la gran aceptación con la que ha contado en su primer día, se enmarca dentro de esta apuesta decidida por el conocimiento de otras culturas por parte del Grupo empresarial que lidera Manuel Blay y que desde el respeto nos acerca durante seis días, una de las manifestaciones más profundas de la tradición floral japonesa.

Compartir:
Valorar este artículo