Actualizado: 14/12/2018
InicioNoticiasEl Ayuntamiento de Sant Joan solicita a la Conselleria de Medio Ambiente el cierre temporal del crematorio

El Ayuntamiento de Sant Joan solicita a la Conselleria de Medio Ambiente el cierre temporal del crematorio

El Ayuntamiento de Sant Joan solicita a la Conselleria de Medio Ambiente el cierre temporal del crematorio

Vía: Victoria Mora / Información

La paralización temporal del crematorio. Es la medida que el Ayuntamiento de Sant Joan de Alicante solicitó formalmente a la Conselleria de Medio Ambiente. «No estamos de acuerdo con que sólo se le imponga una sanción y queremos una suspensión cautelar porque consideramos que ha cometido una falta muy grave», decía ayer el alcalde, Manuel Aracil, en relación al expediente sancionador impuesto a la mercantil. A su vez, ha solicitado una entrevista con la consellera, Isabel Bonig, para «hacer fuerza» y trasladarle su exigencia de que se cierre temporalmente esta actividad.

El Ayuntamiento apoyo su solicitud con el informe de un asesor jurídico en el que hace hincapié en las mediciones positivas de partículas y de HCI (cloruro de hidrógeno), superiores a las exigidas por la Conselleria. Advierten que las partículas en suspensión «causan efectos negativos para la salud» y el HCI puede provocar «desde una leve irritación hasta quemaduras graves en los ojos y la piel».

Para pedir la suspensión de la actividad, el informe municipal alega el «derecho a la protección de la salud y la obligación de los poderes públicos de organizar y tutelar la salud pública a través de medidas preventivas». Y hace alusión a la «alarma social creada a raíz de las mediciones realizadas al crematorio y ello por tener alrededor un centro educativo, un centro hospitalario, un centro de salud integrado, un centro de día y la Universidad».

El Consistorio reunió ayer a la Comisión del crematorio en la que está representada la Corporación, vecinos y Plataforma anti Crematorio para mostrar su voluntad de que se cierre la actividad y entregó el documento con el que han solicitado el cierre cautelar. Además, volverá a hacerse una medición para que también la Conselleria de Sanidad pueda elaborar un informe contando con los parámetros de naftalina. Y a pesar de todo las posturas son encontradas. La Plataforma reprocha al alcalde que no cumple su palabra de no permitir la actividad y le recrimina que «no cierra una actividad con la que dice que no está de acuerdo». Califican de «tomadura de pelo» la comisión de ayer porque «no se toman decisiones y pasan la pelota a la Conselleria».

También la oposición reprochó que se ha perdido un tiempo precioso y que debió de actuarse antes para que el crematorio no siguiese en funcionamiento. Mientras que el alcalde repitió apoyado por la jefa del servicio jurídico del Ayuntamiento, que es Medio Ambiente quien tiene la potestad y no el Consistorio.

Compartir:
Valorar este artículo