Actualizado: 12/12/2019
InicioNoticiasConfunden dos ataúdes y envían a un cadáver de Oviedo hasta Valladolid para su entierro

Confunden dos ataúdes y envían a un cadáver de Oviedo hasta Valladolid para su entierro

Confunden dos ataúdes y envían a un cadáver de Oviedo hasta Valladolid para su entierro

Los vecinos del pueblo de Hornillos de Eresma (provincia de Valladolid) se encontraban a la espera junto al coro, el organista, el párroco y familiares del fallecido todos preparados para presenciar la misa funeral y el entierro de su vecino que había muerto el viernes en Oviedo.

Era el sábado 9 de noviembre a las 13:30 horas en la Iglesia de San Miguel Arcángel esperaban su llegada. La funeraria asturiana que realizó el primer servicio trasladó al difunto el día anterior en un coche fúnebre a Olmedo para su posterior entierro en Hornillos de Eresma, a 10 kilómetros.

La noche del viernes, varios familiares pasaron la noche velando al fallecido en Olmedo, tras la llegada del cuerpo en el coche fúnebre que transportaba al fallecido desde Oviedo, aunque nadie se percató de la confusión ya que el féretro estaba cerrado.

Todo estaba transcurriendo con normalidad hasta que un familiar levantó la tapa del ataúd y descubrió la confusión. El hombre al que estaban velando en el tanatorio de Olmedo no era su pariente, de 59 años, si no un hombre de avanzada edad. Sólo faltaba media hora para la celebración del oficio e incluso, amigos y vecinos del pueblo, el párroco, el coro y el organista estaban ya en la iglesia.

La funeraria asturiana encargada del traslado llevó al sujeto de la confusión hacia Oviedo para llevar a cabo el intercambio de ataúdes y enterrar a los fallecidos en la localidad correspondiente. Una vez en Oviedo, fueron los trabajadores de la propia funeraria quienes localizaron al vecino de Hornillos de Eresma en la capital asturiana e irrumpieron en el velatorio del otro funeral para dar el aviso a la segunda familia implicada.

Tras el correcto intercambio, el coche fúnebre emprendió rumbo por segunda vez hacia Hornillos de Eresma para oficiar la misa del vecino del municipio vallisoletano a las 17:45 horas en la Iglesia de San Miguel Arcángel.

A finales de octubre se produjo un suceso similar cuando un féretro con destino a Valladolid acabó en Cáceres por un error de la funeraria.

Compartir:
Valorar este artículo