Actualizado: 12/12/2018
InicioNoticiasEl crematorio del cementerio de Bilbao, en Derio, incorporará un sistema para reducir las emisiones de CO2

El crematorio del cementerio de Bilbao, en Derio, incorporará un sistema para reducir las emisiones de CO2

El crematorio del cementerio de Bilbao, en Derio, incorporará un sistema para reducir las emisiones de CO2

Vía: Deia

El crematorio del cementerio de Bilbao, en Derio, va a incorporar un nuevo método para bajar las emisiones de CO2. Las obras, que tienen un coste de 400.000 euros, ya están en marcha y convertirán al recinto bilbaino en uno de los más modernos del Estado. A lo largo de este año, Bilbao, Zerbi-tzuak ha invertido un total de 600.000 euros en dos actuaciones para mejorar y poner al día el cementerio municipal.

Por una parte, se está ejecutando ya la instalación de un sistema para depurar las emisiones en el crematorio, que estará en funcionamiento para finales de año. “Está ya preparada la infraestructura y ahora se van a traer los filtros desde la empresa”, explicó el pasado lunes Mariano Gómez, presidente de Bilbao Zerbitzuak, la entidad pública que gestiona los tres cementerios municipales.

El Ayuntamiento de la capital vizcaina se comprometió con el departamento de Medio Ambiente del Gobierno vasco a llevar a cabo esta actuación, que reducirá “prácticamente a cero” las emisiones de CO2. De esta forma, además, Bilbao se convertirá en una de las primeras ciudades, junto a Barcelona y Almería, en la instalación de un sistema de este tipo.

Bilbao Zerbitzuak, además, ha realizado una importante rehabilitación de la fachada y el interior del Edificio Gemelo, situado a mano izquierda según se entra al camposanto y que alberga varias dependencias de servicios internos. El inmueble, que está protegido, se encontraba bastante deteriorado.

Las obras de mejora del principal cementerio bilbaino no se han quedado ahí. A lo largo de todo el año, el personal de Bilbao Zerbitzuak trabaja para acondicionar estos espacios. “Estos trabajos hacen posible mantener en perfecto estado las instalaciones de nuestros cementerios”, destacó Gómez.

Así, por ejemplo, en el camposanto de Derio se ha automatizado la puerta de entrada, se han reparado humedades que afectaban a la capilla y al claustro, y se han instalado dos fuentes en la manzana de los panteones comunitarios para mejorar el servicio a los visitantes de esta zona. También se han reparado las tapas y las cubiertas de varios nichos, una labor que se va llevando a cabo teniendo en cuenta la antigüedad de cada elemento. En el cementerio de Deusto, por su parte, se ha seguido también mejorando los caminos peatonales.

 

Compartir:
Valorar este artículo