Actualizado: 28/09/2020
InicioDestacadosMedicina forense: es posible recuperar imágenes reflejadas en la pupila mediante un zoom

Medicina forense: es posible recuperar imágenes reflejadas en la pupila mediante un zoom

Medicina forense: es posible recuperar imágenes reflejadas en la pupila mediante un zoom

Vía: Mercedes Barrutia / El Ideal

Un estudio realizado por científicos de la Universidad de York, supone un gran avance en medicina forense. Los observadores que participaron en el estudio no estaban familiarizados con los rostros de los individuos reflejados y a pesar de eso “consiguieron reconocerlos con una precisión del 71%”, según informa la revista Plos One.

Gracias a un estudio realizado en Estados Unidos, la ciencia sobrepasa a la ficción y confirman que es posible “recuperar imágenes reflejadas en los ojos de un fotografiado mediante un zoom de alta resolución”.

Y por “recuperar” no se entiende sólo atisbar y definir una figura humana, sino reconocer a la persona que se refleja en las pupilas de otra con más de un 70% de eficacia, lo que supone un gran e importante avance en la medicina forense. “En el contexto de las investigaciones forense y penales este sistema podría ser utilizado para muchos casos y además puede ser importante en los casos en los que los autores de los hechos fotografíen a sus víctimas”, explica Rob Jenkins, responsable del estudio.

El estudio ha sido realizado mediante observación: “los participantes que no estaban familiarizados con los rostros de los transeúntes realizaron el reconocimiento con un 71% de precisión, mientras que los participantes que conocían los rostros mostrados lo hicieron con un 84%”, dice la publicación. Estos datos llevan a los investigadores a concluir que en un reconocimiento policial, “los observadores podrían nombrar de manera fiable un rostro familiar que apareciera en una imagen reflejada en los ojos”.

Jenkins explica que “la pupila del ojo es como un espejo negro y para mejorar la imagen, tienes que acercar y ajustar el contraste. Una imagen de una cara que se recupera de una reflexión en el ojo es 30.000 veces más pequeña que la cara del sujeto” por eso se necesitaba un estudio que determinara cómo de eficaz puede ser este tipo de reconocimientos. “Unos 40 millones de fotografías se suben al día sólo a Instagram. Los rostros están entre los objetos más frecuentemente fotografiados y este estudio sirve como un recordatorio para que los usuarios tengan cuidado con lo que suben”, ha indicado el científico.

El científico advierte que “los ojos de tus fotografías pueden mostrar dónde estás y con quién”. Sin ánimo de sembrar pánico, porque ya estamos más que controlados, sí es verdad que todo se sabe. Y para el caso de la medicina forense, esto es más un gran paso.

Compartir:
Valorar este artículo