Funsegur
Actualizado: 17/06/2024
Gesmemori
InicioEmpresasIDETER: «Hace años era impensable que un funerario pudiera encender y apagar un horno desde una app móvil»

IDETER: «Hace años era impensable que un funerario pudiera encender y apagar un horno desde una app móvil»

IDETER: «Hace años era impensable que un funerario pudiera encender y apagar un horno desde una app móvil»

IDETER: «Hace años era impensable que un funerario pudiera encender y apagar un horno desde una app móvil»

Hornos crematorios IDETER ha vuelto a destacar en la feria Funergal con un amplio stand y un llamativo muestrario. Durante tres jornadas, la compañía jienense atrajo a multitud de profesionales del sector funerario de España y otros países. Este compromiso e impacto en la feria gallega fue reconocido el pasado sábado, cuando Francisco Pérez, gerente de IDETER, recibió un reconocimiento especial Honoris Causa.

La empresa, que celebra su trigésimo aniversario en 2024, se distingue por su innovación y cercanía con las personas. IDETER ha construido una historia de dedicación y evolución tecnológica que eleva los estándares en el sector funerario español. Joaquín Pérez, técnico comercial, ha vivido en primera persona estos treinta años de trayectoria de la empresa familiar.

“Me he criado en este mundo -explica-. Desde pequeño siempre he trabajado con mi padre de una forma y otra. Después, tras finalizar el grado de Comercio y marketing, decidí dedicarme por completo a IDETER. Ya son más de quince años dedicado al departamento de ventas, que es lo que me apasiona”.

Desde sus comienzos, Joaquín Pérez ha sido testigo de una evolución tecnológica vibrante en IDETER: “La tecnología ha evolucionado mucho, aunque a simple vista no se vea. Hemos dado un salto. Antes de entrar en el sector funerario, IDETER ya tenía desarrolladas muchas innovaciones para hornos industriales. Un ‘know-how’ que hemos implementado paulatinamente en el sector funerario, siempre acompañado de las necesidades que nos transmiten los profesionales que utilizan nuestros hornos día a día. Hace años era impensable que un funerario pudiera encender y apagar un horno desde su casa, a través de una app móvil. Otro gran salto han sido los avances realizados en el sistema de filtración, en línea de una mejora constante de la sostenibilidad”.

La adaptación a las diversas normativas autonómicas en España es otro desafío al que IDETER está respondiendo con éxito: “Es muy exigente. Como hay 17 normativas en España, tenemos que trabajar cada día por adaptarnos. Es duro, pero cuando lo consigues es muy satisfactorio”.

Uno de los hitos más destacados de IDETER en los últimos tiempos es la creación del primer horno de cremación de mascotas con tres cámaras: “En el sector no se había visto nunca algo así. Puedes hacer tres incineraciones simultáneas al mismo tiempo. Como en otros casos, son desarrollos que emprendemos a raíz de hablar con distintos clientes. En su día hicimos un horno de dos cámaras y ya suponía algo muy novedoso. Pero la evolución nunca se detiene. Este nuevo horno parece muy sencillo desde fuera, pero por dentro tiene una capacidad y tecnología muy puntera. Hemos mejorado los materiales refractarios, las composiciones de nuestros hormigones… Hay un mundo nuevo ahí dentro”.

En España, la demanda de servicios de cremación de mascotas ha crecido, reflejando un cambio en las prácticas funerarias. “Antes era impensable, pero ahora cada vez más gente incinera mascotas. Ahora la liturgia, el acompañamiento, se está aproximando mucho a la despedida de las personas: elegancia, respeto, introducción en el horno, entrega de las cenizas, la cantidad de urnas, etc.”.

IDETER no se ciñe únicamente al mercado nacional: “En Portugal tenemos muchos hornos. Ahora mismo tenemos un encargo especial para Irlanda. Se trata de un horno especial con un sistema de introducción totalmente nuevo. Tenemos muchas y muy buenas relaciones con Latinoamérica, derivadas de nuestra vertiente de hornos industriales, que ya se encuentran en Chile y en México”.

El compromiso con la calidad y el servicio posventa es otro pilar de IDETER. “El servicio que damos está muy bien valorado, de ahí que nos recomienden nuestros clientes. Las emergencias son situaciones de tensión y los profesionales funerarios quieren ser resolutivos para que las familias tengan el mejor servicio. Solemos tener contratos de mantenimiento con las funerarias. Por supuesto que nunca vamos a dejar tirado a nadie bajo ninguna circunstancia, pero estos contratos nos permiten solucionar problemas en un máximo de 24 horas. Da igual dónde se encuentre la funeraria, en 24 horas el problema estará solucionado. Es parte de nuestro éxito”.

Finalmente, Pérez expresa su satisfacción por las innovaciones de la empresa hermana CIDAF, Comercial Ibérica de Artículos Funerarios, de la que es director gerente. “Entre nuestras últimas creaciones, estoy muy orgulloso de la urna-terrario, una idea que se fue nutriendo del feedback que nos ha dado la gente en las ferias. Queremos seguir trabajando en esta línea porque hablamos de una urna única en el mercado. Este tipo de novedades te van diferenciando y hace que los funerarios te tengan en cuenta. En CIDAF no paramos de emprender: carros nuevos, productos de tanatopraxia muy punteros… Tenemos asesores especializados que acompañan al cliente en cada parte del proceso”.

IDETER y CIDAF y continúan marcando la diferencia en la industria, combinando tradición familiar con innovación tecnológica para ofrecer servicios de la más alta calidad.

Compartir:
Valorar este artículo