Actualizado: 28/09/2021
InicioNoticiasJerez abonó 1.000 euros por cada uno de los 25 entierros que se realizaron en 2020 a personas sin recursos

Jerez abonó 1.000 euros por cada uno de los 25 entierros que se realizaron en 2020 a personas sin recursos

Jerez abonó 1.000 euros por cada uno de los 25 entierros que se realizaron en 2020 a personas sin recursos

Vía: Diario Jerez

El Ayuntamiento de Jerez se hizo cargo el año pasado de la inhumación de 25 personas que carecían de recursos suficientes como para sufragar su propio entierro y los familiares tampoco disponían de recursos.

Según ha destacado el teniente de alcaldesa José Antonio Díaz, “estas inhumaciones vinieron a suponer un coste de 1.000 euros por cada uno de ellos, por lo que las arcas municipales sufragaron finalmente 25.000 euros para dar un adiós adecuado a estas personas que carecían de seguro de decesos y no disponían de dinero para poder ser enterrados”.

Estos datos, de forma obvia, se vieron marcados por la pandemia. Buena prueba de ello es que, si el año pasado 25 personas fueron enterradas por la beneficencia municipal, este año, a punto de concluir el séptimo mes del año, se han atendido diez de estos casos, lo que significa que ahora mismo se está por debajo de las cifras del año pasado.

Según apunta el teniente de alcaldesa, “las personas a las que se presta este último servicio son personas vulnerables, jerezanos que por circunstancias carecen de seguro de decesos. Dentro de las obligaciones humanitarias del Ayuntamiento se encuentra, entre otras muchas, esta labor social de beneficencia”.

Obviamente no cualquier persona puede ser beneficiaria de un entierro por cuenta municipal. “Ni mucho menos -apunta Díaz- esto no es una barra libre. El Ayuntamiento actúa cuando se acredita que no hay recursos, el departamento de Bienestar Social dispone de una base de datos de las personas que están en exclusión o en riesgo de ella. Es por ello que desde el Ayuntamiento se afronta este gasto con el objetivo de dar la máxima dignidad a este tipo de circunstancias”.

De otro lado cabe destacar que el Ayuntamiento paga 1.000 euros por cada uno de estos entierros cuando el coste habitual puede llegar a superar los 3.000 euros. Obviamente, este acto se desarrolla con la dignidad necesaria, pero sin ningún tipo de ‘lujo’ añadido. Cabe destacar igualmente que no sólo se trata de personas con nulos recursos de las que se ocupa el Ayuntamiento. También se dan casos de personas que fallecen y cuyo cuerpo nadie reclama, motivo por el que es el erario público quien se hace cargo de la inhumación.

Compartir:
Valorar este artículo