Actualizado: 20/01/2022
InicioNoticiasTomelloso adquiere una barredora para el cementerio municipal por 10.000 euros

Tomelloso adquiere una barredora para el cementerio municipal por 10.000 euros

Tomelloso adquiere una barredora para el cementerio municipal por 10.000 euros

La concejalía de Servicios al Territorio del Ayuntamiento de Tomelloso, (provincia de Ciudad Real) ha adquirido una barredora para uso exclusivo en el Cementerio Municipal.

Con ello se persigue mejorar la limpieza de todo el recinto, especialmente para apoyar en la caída de la hoja, además de mecanizar y hacer más rápidas las labores de limpieza pudiendo actuar en más superficie durante la limpieza cotidiana.

La adquisición de esta barredora ha supuesto una inversión municipal de 10.285 euros. Se trata de una herramienta ideal para grandes superficies con un sistema central de aspiración de polvo y cepillos laterales para ampliar la superficie de recogida. La capacidad del contenedor de recogida es de 62 litros.

Sobre el cementerio
El cementerio de Tomellosos abrió sus puertas en 1905 aunque no encontraremos esa fecha en las sepulturas, las más antiguas son de 1916 cuando se realizó un registro oficial de fallecidos.

Su amplio solar cuadrangular se encuentra rodeado por un muro sencillo, corrido y encalado. Su zona de acceso principal está situada en uno de sus laterales. Bien cuidada y amplia nos invita al interior del recinto. Una vez dentro, vemos que un pasillo bien pavimentado va distribuyendo el cementerio en cuarteles más pequeños, también están flanqueados por hileras de árboles con porte.

Paseando por los patios vemos como se van ubicando de manera ordenada las inhumaciones en tierra. Con distintas ornamentaciones conviven en armonía y aportan pequeños detalles en sus elementos. Así pues, veremos como la forja se mezcla con las pesadas cruces de granito por todo el cementerio de Tomelloso. Los panteones están muy presentes en este cementerio. Distintos estilos arquitectónicos, pero con un nexo en común, ser la última morada de quien allí se encuentra. Texto:  Entre Piedras y Cipreses

Compartir:
Valorar este artículo