Actualizado: 17/11/2018
InicioNoticiasLa Generalitat restaurará 30 tumbas masónicas del siglo XX del Cementerio Histórico de Buñol

La Generalitat restaurará 30 tumbas masónicas del siglo XX del Cementerio Histórico de Buñol

La Generalitat restaurará 30 tumbas masónicas del siglo XX del Cementerio Histórico de Buñol

La Dirección General de Cultura y Patrimonio de la Generalitat Valenciana va a realizar unas obras en el Cementerio Histórico de Buñol (Valencia) para restaurar una treintena de tumbas masónicas “gravemente deterioradas”, en respuesta a una ayuda que solicitó el consistorio.

Un sector de 30 nichos tienen un riesgo inminente de desprendimiento, ha informado la Generalitat en un comunicado, lo cual provocaría la pérdida irremediable de las lápidas y símbolos masónicos que datan de finales del siglo XIX, ha indicado el consistorio en un comunicado.

El cementerio histórico de Buñol tiene la protección patrimonial de Bien de Relevancia Local y posee 435 tumbas con simbología masónica, más de cuarenta pertenecientes a maestros masones. Este cementerio fue creado en 1886 por el alcalde, Joaquín Ballester, cuya tumba es la más antigua del cementerio. La logia de los Once Hermanos tuvo una gran implantación en la comarca y en Buñol.

Una particularidad de este cementerio es que durante la dictadura continuó como cementerio civil. Actualmente es uno de los cementerios más singulares y visitados de la Comunitat Valenciana. La restauración de 38 lápidas que datan del siglo XIX tienen un coste de 48.395 euros y las obras comenzarán en breve, después de haberse licitado el trabajo con una empresa profesional de restauración.

Para evitar el derrumbe se propone actuar en tres fases: la primera y más urgente la protección y retirada de los símbolos y lápidas que tienen un mayor valor patrimonial, mediante métodos propios de conservación que permitan su restauración y recuperación, a la vez se tiene que reforzar los huecos con ladrillo panal para evitar el colapso de la estructura de los nichos, forjado y cubierta.

Una vez realizada esta primera intervención de urgencia el Consistorio procederá a la retirada de los restos óseos. La intervención finalizará con la consolidación de la estructura de los nichos. Para ello se evaluará una vez realizadas las otras dos fases. 

Compartir:
Valorar este artículo