Actualizado: 11/12/2018
InicioNoticiasEl Ayuntamiento de Mérida da luz verde a la construcción de un bloque de 212 nichos en el cementerio

El Ayuntamiento de Mérida da luz verde a la construcción de un bloque de 212 nichos en el cementerio

El Ayuntamiento de Mérida da luz verde a la construcción de un bloque de 212 nichos en el cementerio

Vía: Periódico Extremadura

El Ayuntamiento de Mérida ha dado luz verde a un proyecto de urbanización para construir en el cementerio municipal un bloque nuevo con 212 unidades de enterramiento, pues según las previsiones que barajan serían necesarios para el segundo semestre de 2015. Así, y tras su aprobación en Junta Local de Gobierno, el siguiendo paso será sacarlo a licitación para que alguna empresa lo ejecute.

La delegada del área, Pilar Blanco, informó de que su construcción podría empezar a finales de este año. “Tenemos que contar con un número de unidades de enterramiento siempre disponibles”, apuntó la edil. En concreto, el camposanto emeritense tiene una capacidad aproximada de 9.000 unidades, y al año se ocupan una media de entre 330 y 350. En esta línea, Blanco anunció que se van a sacar a subasta pública nuevos terrenos para la construcción de panteones, aunque hasta el momento se desconoce el número.

Por otra parte, la delegada explicó que sigue abierto un expediente desde 2012 para el adecentamiento de 100 unidades de enterramiento, en su mayoría panteones, y que se encuentran “en un estado de total abandono”. A través de notificaciones a los titulares se puso en conocimiento la necesidad de que los adecentasen, y algunos lo han hecho, pero “en otros casos ha sido imposible encontrarlos”, y ante esta situación, el consistorio tendría que hacerse cargo.

Con respecto a la subida de las tasas del cementerio municipal, las cuales se publican en una ordenanza a principios de año y responden a una subida en el porcentaje del IPC, Blanco reconoce que “no hay impagos ni morosidad”, porque las tasas “ya están asumidas como algo cultural”. Y además, reconoce, “este incremento es mínimo”.

Donde se ha notado “un ligero cambio”, destaca Blanco, ha sido en el número de incineraciones, debido a que “han podido pasar en los últimos tres años de 40 a 50”. El incremento es bajo, en parte, porque “culturalmente no está muy asumido”.

Para Blanco, el cuidado del cementerio, la atención a los usuarios y el trato personal, “ha sido nuestra política y la que como responsable he transmitido”. En este sentido, añade que el cementerio “es una prioridad y tiene que ser un sitio bien atendido como se merece por los vecinos y vecinas de Mérida que están allí”. Por ello, y a pesar de los “esfuerzos económicos”, desde la delegación se trabaja diariamente en las labores de limpieza y mantenimiento. “El grado de satisfacción que apreciamos es aceptable y tenemos un compromiso de mejorar”, subrayó.

Compartir:
Valorar este artículo