Actualizado: 12/12/2018
InicioNoticiasEl Ayuntamiento de Yebes sacará a licitación las obras del cementerio municipal durante el primer trimestre

El Ayuntamiento de Yebes sacará a licitación las obras del cementerio municipal durante el primer trimestre

El Ayuntamiento de Yebes sacará a licitación las obras del cementerio municipal durante el primer trimestre

Vía: Guadaqué

El Ayuntamiento de Yebes (provincia de Guadalajara, Castilla-La Mancha) tiene previsto sacar a licitación las obras de terminación del cementerio municipal en el primer trimestre para que esté listo este año. Para adaptarlo a la normativa de la Consejería de Sanidad, se realizará un modificado de proyecto que ya ha sido encargado. La intención es que tenga una dimensión acorde a la población y las necesidades reales del municipio.

El pasado mes de julio, el Pleno aprobó el pago de la certificación final y la liquidación definitiva de las obras ejecutadas por la empresa adjudicataria, para las que la anterior Administración del Partido Popular consignó un presupuesto de 1.176.641,60 euros.

 Vidal Gaitán avanza que la capacidad del recinto estará en consonancia con el número de defunciones que se han producido en los últimos años y será suficiente para satisfacer las necesidades de la próxima década, además de disponer de una superficie necesaria para los próximos 25 años, tal y como establece el Decreto de Sanidad Mortuoria de Castilla-La Mancha.

Para el concejal de Infraestructuras, el principal inconveniente del proyecto era el número “desproporcionado” de unidades de enterramiento que se planificaron, así como las características y funcionalidad del mismo, “que lo convertían en un auténtico disparate”.

El anterior Gobierno adjudicó el contrato de obras de construcción de la primera fase del cementerio municipal por un importe de casi 800.000 € y un periodo de ejecución de ocho meses. En el proyecto se emplearía materiales como cobre, piedra, maderas nobles y hormigón pigmentado e incluía una capilla, un crematorio, un tanatorio con tres velatorios y salas de tanatoestética y tanatopraxia.

Se preveía la construcción de 213 nichos, 55 columbarios, otros tantos osarios y 36 fosas para un total de 359 cuerpos, que entonces equivalían al 25% de la población. Parte del cerramiento se revestiría con planchas de cobre, en la carpintería se emplearía teca e iroko, y el recinto dispondría de circuito cerrado de televisión, videoportero digital y una canaleta iluminada de vidrio. 

El concejal de Infraestructuras asegura que este ha sido el proyecto “más esperpéntico y disparatado que hemos heredado de nuestros antecesores”, que estaban empeñados en “pasar a la posteridad” con una “obra fastuosa de tintes faraónicos y acabados y calidades de auténtico lujo que rozaban el ridículo”.

Cuando se adjudicaron las obras, en el nuevo cementerio se podría haber enterrado al 25% de la población. Gaitán señala que el número de sepulturas que se planificaron no era extrapolable a las defunciones que se han registrado en Yebes en los últimos 20 años. En un municipio con una media de edad de 35 años, en su mayoría sin raíces en el municipio y con pocas personas de edad avanzada, “a alguien se le debería haber ocurrido que en caso de fallecimiento el lugar elegido para el descanso eterno sería lejos de Yebes y Valdeluz”, apunta el edil.

El proyecto preveía la construcción de 2.800 unidades de enterramiento en tres fases, cifra que supera el censo actual del municipio, además del aparcamiento y viarios necesarios dado que el recinto se encuentra a casi un kilómetro del casco urbano de Yebes. Según las estimaciones que se barajaron en su día, esta capacidad satisfaría las necesidades de una población de unos 7.000 habitantes, casi el triple de la tiene en estos momentos.

Por aquel entonces, el Gobierno del PP anunció que las otras dos fases del proyecto se ejecutarían en función del crecimiento poblacional, con 840 y 1.680 unidades de enterramiento previstas en cada una de ellas, hasta llegar a un cementerio similar al que tienen ciudades de 30.000 habitantes, lo que elevaría el presupuesto final a casi 3 millones de euros.

El Ayuntamiento de Yebes revisará el proyecto original con el objetivo de que el resultado final se adecúe a las necesidades reales del municipio y con un presupuesto razonable. Se aprovecharán las obras ya ejecutadas para, a partir de ahí, construir un recinto “digno, práctico, asequible y alejado de las pretensiones estrafalarias de nuestros antecesores”, arguye Gaitán, que calcula estará listo antes de final de año. “Nos toca enmendar la plana al anterior Gobierno y remediar las barbaridades que cometieron”, concluye.

Compartir:
Valorar este artículo