Actualizado: 19/01/2019
InicioNoticiasEl Ayuntamiento negocia con Iberdrola el soterramiento de dos líneas del cementerio para su ampliación

El Ayuntamiento negocia con Iberdrola el soterramiento de dos líneas del cementerio para su ampliación

El Ayuntamiento negocia con Iberdrola el soterramiento de dos líneas del cementerio para su ampliación

El Ayuntamiento de Plasencia (provincia de Cáceres) negocia con Iberdrola el soterramiento de dos de las tres líneas de media tensión que sobrevuelan el cementerio municipal, una actuación que daría luz verde a la construcción de nuevas galerías que garantizarían los enterramientos hasta el año 2017.

Tras varias reuniones, los responsables municipales y de la compañía eléctrica mantendrán el próximo día 13 un nuevo encuentro al objeto de encontrar una solución definitiva

Según han adelantado fuentes municipales, la normativa de seguridad impide levantar nuevas galerías de las dimensiones existentes bajo los tendidos eléctricos al no respetarse la distancia mínima de seguridad que marca la ley, de tal forma que la única fórmula válida para preceder a la necesaria ampliación del campo santo pasa por el soterramiento de las citadas líneas.

El alcalde placentino, Fernando Pizarro, fue el encargado de dar la voz de alarma al anunciar a finales de 2011 que el cementerio sólo tenía capacidad de enterramiento hasta mayo de 2012, si se tiene en cuenta que el cementerio placentino acoge unos 100 nuevos enterramientos al año.

En un primer momento, el Gobierno local optó por una solución “de urgencia” que ha posibilitado al ayuntamiento garantizar los enterramientos al menos hasta el año 2014.

Esta solución ha consistido en la construcción de 200 nichos en nuevos módulos o galerías de menor tamaño que las actuales en los huecos de los solares urbanizados que no están sobrevolados por líneas eléctricas.

De igual forma, y como medida a más largo plazo, el consistorio ha propuesto a Iberdrola dedicar parte de la dotación del convenio suscrito con la empresa en 2010, según el cual la eléctrica invertiría 132.425 euros para obras eléctricas y enterramiento de líneas en la ciudad y el ayuntamiento, la parte correspondiente de obra civil.

En este sentido, el Gobierno local ha pedido a Iberdrola que parte de esos fondos se destinen a soterrar dos de los tendidos que impiden edificar más nichos en el cementerio, de tal forma que el coste de estos trabajos sería de unos 85.000 euros para la empresa y de 50.000 euros, en concepto de obra civil, para las arcas municipales.

Compartir:
Valorar este artículo