Actualizado: 22/01/2018
InicioNoticiasEl Ayuntamiento de Reus descapitaliza sociedad de Aguas y la funeraria para salvar la feria

El Ayuntamiento de Reus descapitaliza sociedad de Aguas y la funeraria para salvar la feria

El Ayuntamiento de Reus descapitaliza sociedad de Aguas y la funeraria para salvar la feria

Vía: elfunerario.com

El holding empresarial Innova propiedad del Ayuntamiento de Reus (Tarragona), retirará capital de dos empresas municipales, la funeraria y de la sociedad Aguas de Reus. para sufragar los casi 9 millones de euros  de déficit que acumula Redessa, de la cual dependen la deuda de la Feria de Reus, el verdadero agujero negro de esta sociedad.

“La operación sirve para salvar Redessa y frenarla de una posible bancarrota”, ha explicado el alcalde Carles Pellicer. El Consejo de Administración  de Innova ha aprobado  la operación de ampliación de capital sin controversia.

Aguas de Reus debe 2,5 millones de euros a proveedores, ha quedado sin reservas voluntarias de capital se han retirado 7,2 millones. El alcalde niega que este movimiento responda a una intención de venta de Aguas de Reus, tal y cómo está actualmente la funeraria.

El problema que lastras las finanzas municipales nace de un intrincado plan financiero: El Consistorio proyectó reconvertir la antigua feria en un centro comercial de la mano de la constructora Metrovacesa. El Ayuntamiento se gastó tres millones en derrumbar la antigua feria, adecuar los terrenos y trasladar el equipamiento a otra parte de la ciudad, donde se ubica Tecnoparc, un centro tecnológico.

Para construir la Fira Redessa pidió un crédito de 37,6 millones, que fue avalado directamente por el Ayuntamiento. Los anteriores gobernantes calcularon que este crédito sería pagado con los ingresos generados por el centro comercial. Metrovacesa debía pagar al Ayuntamiento un canon de 25 millones de euros en cinco años y 2,2 millones anuales a partir del sexto. Sin embargo, si este centro no se inauguraba, la constructora estaba exenta de estas cuotas. Este funesto escenario acabó por hacerse realidad.

 

 

Compartir:
Valorar este artículo