Actualizado: 22/10/2021
InicioNoticiasEl Ayuntamiento de Reus restaurará el Panteón Boule para preservarlo del progresivo deterioro

El Ayuntamiento de Reus restaurará el Panteón Boule para preservarlo del progresivo deterioro

El Ayuntamiento de Reus restaurará el Panteón Boule para preservarlo del progresivo deterioro

Vía: ACN

El Ayuntamiento de Reus (provincia de Tarragona), a través de Serveis Funeraris Reus i Baix Camp, restaurará el panteón de Boule para preservarlo del deterioro y la degradación por el paso del tiempo.

De estilo neogótico y construido en 1885, es uno de los primeros mausoleos del cementerio de la ciudad. Las obras, que se han de licitar próximamente y se alargarán durante tres meses, tendrán un presupuesto de 55.000 euros.

Un estudio global liderado por la URV ha servido para determinar el estado actual del panteón, construido por la familia Boule, una de las más adineradas de la ciudad en aquella época. “Se encuentra en mejor estado de lo que esperábamos”, detalló Agustín Costa, uno de los arquitectos implicados en el proyecto. La actuación se enmarca dentro de la conmemoración de los 150 años del cementerio, el primero de carácter laico del estado español.

El estudio de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura (ETSA) de Reus se ha prolongado durante seis meses y el proceso de investigación ha permitido detectar humedades causadas por la lluvia y pequeños desprendimientos provocados por el paso del tiempo. Según Costa, se trabajará para “volver a dignificar aquellos elementos artísticos que se han perdido con el paso de los años”.

Concretamente, se restaurarán aquellas partes dañadas y se reconstruirán los elementos que se han perdido últimamente. La concejala de servicios funerarios de Reus, Montserrat Flores, señaló que este no es la primera vez que se cuenta con la ayuda por parte de la URV para determinar el estado de salud de los diferentes elementos patrimoniales del cementerio.

Un panteón de 140 años de historia
El panteón de Boule fecha de 1882 y fue uno de los primeros que se construyeron en el cementerio de Reus. Es obra del arquitecto Francisco Blanco y Pozos, que utilizó el mármol blanco como principal material. Entre sus características arquitectónicas destacan el rosetón y los vitrales policromados en los laterales de la estructura, así como también tres esculturas que representan la fe, la caridad y la esperanza.

Compartir:
Valorar este artículo