Actualizado: 16/06/2021
InicioNoticiasLa asociación O Cristo amplía el cementerio de Tal tras dos décadas de lucha con los organismos implicados

La asociación O Cristo amplía el cementerio de Tal tras dos décadas de lucha con los organismos implicados

La asociación O Cristo amplía el cementerio de Tal tras dos décadas de lucha con los organismos implicados

Vía: J.M. Sande / La Voz

La asociación O Cristo de Tal consiguió ampliar el cementerio perteneciente al Concello de Muros (La Coruña), después de una ardua negociación con los diversos organismos implicados en esta materia. Además, debió adquirir los terrenos sobre los que se construyeron los setenta nuevos panteones, con los que se dotó esta necrópolis. La entidad vecinal llegó también a un acuerdo con una empresa para que acometiera la obra, que será la encargada a partir de ahora de la explotación del nuevo recinto de enterramiento.

La parroquia de Santiago de Tal carecía de espacios de enterramiento suficientes para sus habitantes. Las peticiones de nuevos panteones se aproximaban al centenar, y por ello, hace ya dos décadas que se inició la gestión de un nuevo camposanto o la ampliación del existente. Sucesivos obstáculos imposibilitaron la obra, y quienes iniciaron el proyecto desistieron del intento, hasta que una nueva agrupación vecinal retomó la iniciativa, que esta vez tuvo éxito.

La agrupación O Cristo encargó un proyecto de la nueva obra, gestionó la compra de una parcela, colindante al cementerio ya construido, y contando con el apoyo del Arzobispado y del Concello de Muros, acometió la ampliación. Fue meritorio también, según relatan los directivos de la asociación, la colaboración de una empresa constructora local que asumió el pago de parte del importe del solar y la financiación de las obras de los panteones, consiguiendo por ello la explotación posterior de las nuevas columnas de enterramiento.

Los vecinos deseosos de disponer en propiedad de panteones no dudaron en adquirir las nuevas columnas mortuorias, que disponen de tres habitáculos para enterramiento y un cuarto para su uso como cenicero, una vez que vieron que la obra llegaba a término. No obstante, aún quedan por vender unos veinte panteones, del nuevo conjunto ampliado, que según afirman los promotores del proyecto, gozan de unas condiciones estéticas, funcionales y económicas, similares o incluso superiores a las de los demás cementerios de la comarca.

Compartir:
Valorar este artículo