Actualizado: 13/12/2017
InicioNoticiasQuién debe pagar la reparación de los 181 nichos del cementerio municipal de Teis

Quién debe pagar la reparación de los 181 nichos del cementerio municipal de Teis

Quién debe pagar la reparación de los 181 nichos del cementerio municipal de Teis

Vía: Faro de Vigo

Concello de Vigo y vecinos de Teis (un barrio de la ciudad de Vigo) discrepan sobre quién debe ejecutar las obras para reparar el desnivel en la estructura de 181 nichos de su cementerio municipal. Mientras la administración local abrió un expediente en el que insta a los propietarios a que realicen los pertinentes trabajos, los vecinos -que celebran hoy una asamblea para tratar el asunto- alegan que se trata de una responsabilidad municipal por encontrarse en terrenos de su titularidad.

“Para empezar el suelo es municipal, incluso fue el Concello quien en su momento convocó un concurso público para contratar al constructor, que no lo eligieron los vecinos. Además, es un riachuelo en el subsuelo el que provoca el desnivel, así que en este caso implica también a Aguas de Galicia”, valora Antonio Collazo, presidente de la entidad vecinal que planteará hoy a los afectados la posibilidad de realizar una alegación conjunta.

Sin embargo, el Concello, como ya en 2001 comunicó por carta a los propietarios, considera que a los titulares les corresponde “el deber del mantenimiento y conservación de los bienes de dominio público como son los cementerios” y los responsabiliza de su construcción. En la misma misiva de 2001 calificaba la situación de “alarmante” y calculaba en 18.000 euros el coste de las obras, achacando el fallo en la cimentación “a un defecto de construcción o a la existencia de aguas en el subsuelo”.

La propuesta actual de los técnicos municipales pasa por ejecutar obras de refuerzo en la cimentación, inyectando cemento líquido que rellene los huecos existentes, impidiendo así la entrada de agua. El Concello advierte a los propietarios que tienen el plazo de un mes para la redacción del proyecto y dos meses para ejecutar las obras, informando de que en caso contrario afrontarán ellos la reparación pasándoles los gastos a continuación, “sin prejuicio de otra actuación”.

 

Compartir:
Valorar este artículo