Funsegur
Actualizado: 01/10/2022
InicioArtículosLa eterna espera de los panteones de Calahorra

La eterna espera de los panteones de Calahorra

La eterna espera de los panteones de Calahorra

Vía: Autora: Isabel Álvarez

Pueden sentirse afortunadas las noventa familias que en Calahorra (La Rioja) disponen de un panteón para recordar a sus difuntos en el cementerio municipal San Lázaro. Y es que el camponsanto –abierto en el año 2003– hace ya la friolera de unos nueve años que no construye este tipo de sepulturas. Todos sus panteones, las 90 unidades que se extienden entre sus dos extremos, tienen propietario.

Inexplicablemente, y a pesar de que cuenta con espacio suficiente para ello, una vez se acabaron las últimas concesiones de panteones, el Ayuntamiento no volvió a construir ni uno nuevo. Mientras tanto, Jesús Manuel Antoñanzas vive en una espera ‘eterna’ para asegurarse el enterramiento de sus padres juntos. «No puede ser que en un cementerio durante nueve años no haya servicio de panteones», sostiene este vecino de Calahorra sin ocultar el enfado que le produce que todas las solicitudes y reclamaciones que ha realizado desde el año 2018 (siete en total) no se hayan tenido en cuenta.

El padre de Jesús Manuel falleció hace seis años. «Entonces quise comprar un panteón de tres personas, para mis padres y para mí, pero como ya no había tuve que enterrarlo en un nicho con la idea de pasarlo luego a un panteón», explica.

Con su madre, de 90 años de edad, afectada ahora de gravedad por el alzhéimer, Jesús Manuel reconoce que la situación ha empezado a angustiarle: «Ella puede fallecer en cualquier momento. El día que empeora me pongo hasta nervioso al pensar que todavía no tengo un panteón para poder enterrarla con mi padre», confiesa.

Jesús Manuel, único hijo del matrimonio, desea también este tipo de sepultura para sus padres por la extensión del periodo de la concesión: 50 años frente a los 10 años de los nichos. «Ahora estoy cuidando a mi madre, pero cuando fallezca quiero volver a mi labor como misionero y quiero asegurarme de que no los vayan a sacar si se acaba la concesión», señala después de relatar cómo durante casi dos legislaturas diferentes no ha podido conseguir que se construyesen nuevos panteones para dar sepultura conjunta a sus padres.

Y apela por último a la «sensibilidad». «En un momento como el que estamos viviendo, en el que muchas personas han fallecido sin despedirse de sus seres queridos por el COVID-19, me produce tristeza que no puedas enterrar como quieras», termina.

Por su parte, desde el Ayuntamiento de Calahorra se asegura que a lo largo de este año se construirán nuevos panteones para el camposanto de San Lázaro. La concejala de Urbanismo, Rebeca Sáenz, precisa que en el Presupuesto municipal de este 2022, recientemente aprobado, se contempla, de hecho, una partida económica para estos enterramientos, que «viene arrastrada del presupuesto anterior».

16 nuevos en proyecto
En este sentido, Rebeca Sáenz avanza que está previsto construir 16 nuevos panteones en el cementerio, que se «licitarán en breve». Según la titular de la Concejalía de Urbanismo, «en estos momentos los técnicos están ultimando los cálculos de proyecto», cuya ejecución saldrá a contratación por 91.351 euros.

De todos modos, la edil de Urbanismo señala que los enterramientos en panteones «no son ahora mismo un servicio muy demandado», ya que «hay un cambio de tendencia hacia la incineración». «Aún así, es un tema muy sensible y hay que dar el servicio», afirma. // La Rioja 

Compartir:
Valorar este artículo