Actualizado: 10/12/2018
InicioNoticiasEl nuevo tanatorio de Azuqueca de Henares empezará a dar servicio esta misma primavera

El nuevo tanatorio de Azuqueca de Henares empezará a dar servicio esta misma primavera

El nuevo tanatorio de Azuqueca de Henares empezará a dar servicio esta misma primavera

El nuevo tanatorio de Azuqueca de Henares (Guadalajara) estará listo para utilizarse esta primavera y contará con dos salas de vigilia y un crematorio entre otras instalaciones. El alcalde, José Luis Blanco y el concejal de Urbanismo, Juan Pablo Román, han visitado las instalaciones, acompañados por Pedro Herranz, delegado de la Zona Centro de Grupo Mémora, y Marta Herranz, gerente de Guadalajara de la entidad funeraria.

Las obras de construcción del nuevo tanatorio comenzaron el pasado mes de octubre, ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa. “Con la puesta en funcionamiento de esta instalación evitamos desplazamientos a los vecinos en momentos complicados por la pérdida de un ser querido”, ha señalado el alcalde.

Los responsables de la obra han trasladado al alcalde el buen ritmo de los trabajos, que concluirán en los próximos meses y que podría entrar en funcionamiento antes de que acabe esta primavera.

“Se trata de un servicio muy demandado por la ciudadanía de Azuqueca”, ha indicado el regidor, porque “disponer de este servicio sin salir de nuestra ciudad en el momento del duelo es importante y así lo hemos considerando impulsando desde el Ayuntamiento la ejecución de este proyecto”.

El tanatorio de Azuqueca está ubicado junto al actual cementerio, en una parcela rústica de 3.200 metros cuadrados de superficie, que fue adquirida por el Ayuntamiento para albergar esta instalación.

La ejecución de la obra corre por cuenta de la empresa adjudicataria, Mémora Servicios Funerarios S.L., que explotará el servicio durante un periodo de cincuenta años y que tiene un presupuesto de ejecución material de 967.126,46 euros.

En una primera fase, el edificio, de 629 metros cuadrados construidos, contará con dos salas de vigilia, una sala de 300 metros cuadrados, un crematorio y una sala precrematorio, aunque se prevé que se puedan ampliar a cuatro cuando la demanda lo requiera o en un plazo máximo de 15 años.

Compartir:
Valorar este artículo