Actualizado: 14/06/2021
InicioArtículosCementerios vivos: otra forma de hacer turismo

Cementerios vivos: otra forma de hacer turismo

Cementerios vivos: otra forma de hacer turismo

Vía: Autor.: F.R / Diario de Jerez

Cemabasa, la empresa pública que gestiona los cementerios de Chiclana, Cádiz y Puerto Real, se está distinguiendo por intentar que en estos espacios se conjuguen el mayor de los respetos por los fallecidos y sus familiares con la puesta en valor de su patrimonio artístico y medioambiental, haciendo que estos recintos mortuorios escapen a la tradición. El descanso de los seres queridos puede ser algo más que un sitio para la melancolía y el recuerdo.

Por eso, Cemabasa está llevando a estos cementerios a otro nivel. Recientemente, el de Puerto Real, también participado por esta empresa, logró hacerse con un primer premio a la mejor historia en un certamen nacional convocado por la revista Adiós. En el mismo certamen logró una buena posición el cementerio mancomunado de Chiclana, en reconocimiento a sus instalaciones y patrimonio. A todo se une el hecho de que ya está preparada, solo pendiente de la fecha para su apertura, la que será gran novedad de Cemabasa en los próximos meses: las rutas monumentales. Pero no solo queda aquí.

A la más que posible incorporación como socios de los ayuntamientos de Puerto Real y Rota (según adelantó a este periódico el presidente de la Mancomunidad, José María Román), se une la promoción que Cemabasa ha realizado en la última edición de Fitur. Allí participó en una campaña llamada precisamente Cementerios Vivos, una iniciativa que logró llamar la atención de muchos visitantes y profesionales del turismo.

En ella, la AFCM (Asociación de Funerarias y Cementerios Municipales de España) estuvo presente con un stand por el que pasaron numerosas personalidades, políticos y profesionales del sector funerario. ¿De qué se trata? Durante cinco días, 21 cementerios de toda España desplegaron todos sus encantos e invitaron a miles de personas a conocer de primera mano un turismo diferente.

De hecho, en la web de Cementerios Vivos, puede leerse sobre el cementerio mancomunado de la Bahía: “Constituye un magnífico conjunto de alto valor histórico y, en su interior, se puede hacer un amplio recorrido por la historia contemporánea de Cádiz, ya que es heredero de los monumentos más singulares del antiguo cementerio de la capital que contaba con dos siglos de historia. Asimismo, debemos resaltar la combinación existente en su recinto, no solo del patrimonio cultural referido, sino también de una riqueza medio ambiental, motivada por su situación entre la ciudad de Chiclana y Medina Sidonia, en un paraje natural, que contiene una gran riqueza de especies animales y vegetales, los cuales añaden un enorme valor a la visita”.

Y esto enlaza directamente con la otra novedad de Cemabasa: la ruta monumental. Después de meses de intenso trabajo, ya está preparada. Una vez se anuncie la fecha elegida para su inauguración, quienes se acerquen a Chiclana o a la capital podrán disfrutar, sí disfrutar, de 16 puntos de atención distintos. Desde la pirámide conmemorativa del cementerio de San José, en la capital, (monumento en memoria de los fallecidos inhumados en el cementerio gaditano).

También, el Lago y el Pebetero de la Memoria, los enterramientos en pradera, el panteón de Moreno de Mora (trasladado a Chiclana desde el cementerio gaditano en 1998 y que fue desmontado en 1.170 piezas que fueron después unidas de nuevo). Así hasta llegar a otros singulares panteones familiares (como el de Carranza) dentro de la Avenida de los Personajes Ilustres, con los alcaldes gaditanos o personajes como la Perla de Cádiz, Pericón el Maestro Escobar. También destaca la escultura de Fernando Quiñones con el poema de su viuda Nadia Consolani; la tumba de diputados doceañistas o el Monumento a los caídos en Cuba y Filipinas. Efectivamente, un turismo diferente.

Compartir:
Valorar este artículo