Funsegur
Actualizado: 03/02/2023
Gesmemori
InicioDestacadosLa funeraria Áltima inaugura un segundo tanatorio en Barcelona, ubicado en el barrio de Sant Andreu

La funeraria Áltima inaugura un segundo tanatorio en Barcelona, ubicado en el barrio de Sant Andreu

La funeraria Áltima inaugura un segundo tanatorio en Barcelona, ubicado en el barrio de Sant Andreu

La funeraria Áltima inaugura un segundo tanatorio en Barcelona, ubicado en el barrio de Sant Andreu

El miércoles 14 de diciembre ha tenido lugar el acto de inauguración del nuevo Tanatorio Áltima Sant Andreu – Nou Barris, el segundo centro que la empresa funeraria ha puesto en funcionamiento en Barcelona. El acto ha contado con la presencia de Jordi Viñas, consejero delegado de Áltima, Jaume Echaurren, director general de la compañía, y Montse Reymóndez, gerente de la empresa en Barcelona, entre otros representantes del grupo.

Situado en la Avenida Rio de Janeiro, 55-57 (al norte de la masía de Can Valent y al lado del Cementerio Municipal del barrio de Sant Andreu), el Tanatorio Áltima Sant Andreu – Nou Barris representa un nuevo equipamiento de servicios esenciales. Durante el acto, el consejero delegado de Áltima, Jordi Viñas, ha manifestado que «a través de esta nueva instalación, moderna, altamente funcional e integrada en el entorno, ampliamos la presencia en Barcelona, donde estamos prestando servicio desde hace más de 15 años a través del Tanatorio Áltima Ronda de Dalt y de oficinas distribuidas en diversos puntos de la ciudad».

El Tanatorio Áltima Sant Andreu – Nou Barris está abierto a todas las personas que soliciten sus servicios, tanto si disponen como si no de seguro de defunción, las 24 horas de los 365 días del año. Es el segundo centro que la empresa funeraria pone en marcha en Barcelona, donde ya comenzó a prestar servicio en febrero de 2006, con la entrada en funcionamiento del Tanatorio Áltima Ronda de Dalt (Scala Dei, 17-37), en el distrito de Horta-Guinardó.

Bien conectado, accesible y con todos los servicios
Con una superficie construida de 1.461,12 m2 y 938 m2 útiles, distribuidos en planta baja y accesibles directamente desde la calle, el nuevo Tanatorio Áltima Sant Andreu – Nou Barris se encuentra integrado en su entorno. El edificio dispone también de un gran oratorio multiconfesional, con capacidad para 153 personas, que permite celebrar ceremonias religiosas o laicas. El espacio, con luz natural, está preparado técnicamente para poder rendir un homenaje personalizado al difunto a través de la proyección de imágenes en pantallas de grandes dimensiones, ya que está equipado con la última tecnología audiovisual.

El centro cuenta, asimismo, con un espacio de recepción, dos despachos de atención de las familias, sala de espera destinada principalmente a la entrega de la urna cineraria, expositor de flores y zona común de cafetería o vending. La instalación contempla, también, una zona de acceso privado para el personal interno, donde se encuentra la sala de tanatopaxia, entre otras dependencias técnicas. Asimismo, Áltima facilita la posibilidad de aparcamiento en la proximidad del centro a las familias usuarias.

Planteamiento sostenible y servicios respetuosos con el entorno
Proyectado por el estudio de arquitectura Batlle i Roig, en la construcción del Tanatorio Áltima Sant Andreu – Nou Barris se han priorizado criterios de sostenibilidad y de ahorro energéticos, con el objetivo de ser un equipamiento eficiente y que su impacto ambiental sea mínimo. En este sentido, destaca la instalación de 166 placas solares, para garantizar el autoconsumo energético del edificio. Asimismo, se han tenido en cuenta elementos respetuosos con el entorno, como la construcción de las fachadas con ladrillos cara vista de fabricación ecomanual, que además de evitar emisiones de CO2 (gracias al uso exclusivo de biogás durante su proceso de elaboración), armonizan con el muro que cierra el cementerio de Sant Andreu.

También se ha tenido presente el aprovechamiento de la luz natural en todos los espacios y la incorporación de iluminación de bajo consumo tipo LED en todas las estancias y exteriores, con temporización de uso para priorizar la luz natural, además de la utilización de cristales específicos para mejorar el aislamiento térmico y acústico del tanatorio. Se ha instalado, además, un sistema de climatización con gestión del ahorro energético, con potencial de agotamiento de ozono (ODP) cero. Tanto en la vegetación de la cubierta y de los otros espacios verdes del equipamiento, se ha hecho uso exclusivamente de especies autóctonas con necesidades hídricas bajas, con el fin de favorecer el ahorro de agua.

En el ámbito de la movilidad sostenible, Áltima también reforzará el uso de los vehículos eléctricos desde Sant Andreu – Nou Barris en todos sus desplazamientos, fruto del compromiso iniciado por la empresa hace más de un año, consistente en la renovación progresiva de toda su flota (coches fúnebres, ambulancias y vehículos comerciales) para que sea totalmente enchufable en 2024. Actualmente, Áltima ya se desplaza exclusivamente con esta energía en todos los servicios que lleva a cabo en el Barcelonès.

Compartir:
Valorar este artículo