Actualizado: 13/12/2017
InicioArtículosLa falta de nichos obliga a acometer la cuarta ampliación en el cementerio de Carballo

La falta de nichos obliga a acometer la cuarta ampliación en el cementerio de Carballo

La falta de nichos obliga a acometer la cuarta ampliación en el cementerio de Carballo

Vía: S.G. Rial /La Voz de Galicia

Al cementerio municipal de Carballo (La Coruña) le pasa lo que a muchos otros de la Costa da Morte: no tiene nichos para vender desde hace años, y esa situación está a punto de remediarse con nuevas hileras de panteones.

La necrópolis está así casi desde que se completó la última ampliación, en el 2003 (la anterior fue en 1996), con la diferencia de que desde entonces la población ha crecido hasta los 20.000 habitantes en el casco urbano, que es el que se corresponde con la parroquia San Xoán Bautista. En total, hay casi 6.000 sepulturas, incluidas las de los panteones familiares situados en la zona de entrada, según fuentes municipales.

Al contrario que en otras localidades, la falta de nichos no implica que en caso de necesidad una familia se vaya a quedar sin sitio: el Concello se reservó los suficientes para venderlos llegado el momento, y los precios resisten desde entonces: la tumba sale a unos 674 euros. Con todo, numerosos residentes mantienen los panteones familiares en otras parroquias, de ahí que la cantidad total sea relativamente escasa en relación al número de vecinos.

El Concello lleva ya un tiempo a vueltas con la ampliación, y ha encargado la memoria para afrontar las obras, que se incluirán en los presupuestos del año que viene. Al mismo tiempo, negocia con los propietarios de los terrenos en los que se ejecutarán los trabajos, y las conversaciones van bien encaminadas, señala Luis Lamas, concejal de Obras (también avanzan de manera positiva con los dueños de los terrenos en los que se ampliará la calle Emilio González López, que entronca la Compostela con A Milagrosa).

Sin tener aún fijado el número exacto, esa ampliación rondará los 400 nichos. En los trabajos se incluirá de paso la colocación de un nuevo cruceiro. El actual está destrozado desde febrero de este año, cuando un fuerte temporal lo partió en pedazos. El sustituto tendrá una mejor elaboración artística, ya que la anterior era muy simple. Y ya ha habido alguna propuesta, según indicó ayer el alcalde, Evencio Ferrero.El cementerio data de los años 50, cuando se clausuró el antiguo, en Cernide, del que apenas queda la calle que le da nombre.

Compartir:
Valorar este artículo