Funsegur
Actualizado: 20/05/2022
InicioInternacionalLa virtopsia es una revolución de la medicina forense que permite realizar autopsias sin abrir el cadáver

La virtopsia es una revolución de la medicina forense que permite realizar autopsias sin abrir el cadáver

La virtopsia es una revolución de la medicina forense que permite realizar autopsias sin abrir el cadáver

Vía: ConSalud

Determinados inventos pueden aportar grandes soluciones médicas tras la muerte de las personas. Es el caso de la virtopsia o autopsia digital, que puede suponer una revolución de la medicina legal y forense a la hora de estudiar las causas de la muerte de los pacientes.

Se trata, en definitiva, de realizar una autopsia sin necesidad de abrir el cuerpo del fallecido, y para ello se usan las últimas tecnologías en escáneres de resonancia magnética y en tomografía computarizada (TAC). Gracias a ello, se consigue una imagen en 3D del cuerpo humano, lo que permite detectar y documentar pruebas forenses de una manera mínimamente invasiva.

En el Instituto de Medicina Forense de Zürich, en Suiza, llevan varios años utilizando esta tecnología, y para ello han desarrollado incluso el sistema “Virtobot”, un robot que permite la automatización del proceso, la documentación de superficies en 3D con alta resolución, así como la tomografía computarizada post mortem guiada.

En Sheffield, Reino Unido, también se inauguró hace cuatro años un centro europeo para realizar autopsias digitales, que pueden trazar un mapa interactivo del interior del cadáver a través de imágenes y sin necesidad de que el médico use el bisturí.

Eduardo Murcia, director del Instituto de Medicina Legal de Aragón explicó a SaluDigital que este sistema puede tener muchas ventajas. Por un lado evita la apertura del cadáver, “una ventaja porque abrir el cadáver puede suponer la modificación de la relación de los órganos y a veces no se encuentra lo que buscamos por esa modificación”.

Esta tecnología permitirá la entrega más rápida del cadáver a los familiares de fallecidos en circunstancias que requieran la realización de una autopsia. Además, “hay muchos colectivos que se oponen a que se le realicen autopsias a sus familiares, por cuestiones religiosas o culturales, y esto sería una solución”, añade Murcia, quien destaca como otra ventaja la propia seguridad de los profesionales “porque a veces la autopsia conlleva cierto riesgo de contaminación”.

En España, la autopsia digital aún no está implantada, aunque hace tiempo que se usa la llamada ecopsia, especialmente para autopsias clínicas. “Se trata de utilizar un ecógrafo para guiar punciones y obtener muestras sin necesidad de realizar autopsias enteras”.

La virtopsia, por tanto, es aún una tecnología para el futuro y, aunque llegue pronto a institutos de medicina legal como el de Aragón, que cuenta con un plan de modernización que pretende convertirlo a finales de la década en uno de los más avanzados del país, Eduardo Murcia asegura que la tecnología servirá como complemento a la autopsia, “pero en el caso de las autopsias judiciales, seguirá siendo fundamental el método convencional”.

Compartir:
Valorar este artículo